Cómo tener sueños lucidos, su explicación y más información

Generalmente, no podemos controlar lo que vemos en nuestros sueños. Al despertar, casi siempre olvidamos el 90% del sueño, el otro 10% es lo que recordamos durante unos minutos, pero que durante el día olvidamos poco a poco. Según un estudio realizado, solamente el 50% y 60% de la población mundial afirma haber tenido la sensación de poder controlar y cambiar lo que sucede en sus sueños al menos una vez en su vida.

Un sueño lúcido es un sueño caracterizado por la capacidad de estar totalmente consciente durante el mismo y tener la capacidad de modificarlo a voluntad. En estos sueños, tú tienes la potestad de decidir qué va a pasar y ya que es un sueño, modificarlo como te parezca, sin ningún límite. Los sueños lúcidos no es recordar perfectamente el sueño, es estar consciente durante el mismo y poder cambiarlo a conveniencia.

Tener un sueño lúcido significa dejar de ser el espectador de esta película creada por tu cerebro, y pasas a ser un actor que decide a dónde se dirige la escena y lo que sucede a continuación. Es un sueño caracterizado por ser extremadamente real, donde tu tienes la capacidad de moverte a conveniencia.

¿Por qué tengo sueños lúcidos?

A través de varios estudios al sueño de un grupo de individuos, se llegó a la conclusión de que esta clase de sueños se produce durante la fase de sueño REM o fase movimiento ocular rápida. La fase REM es caracterizada por ser una etapa de sueño poco profunda que ocurre durante varias partes del ciclo de sueño normal, por lo que es más común que recordemos los sueños que tenemos en esta fase.

Luego de diversos estudios, se llegó a al conclusión que la fase de sueño REM y el aprendizaje están levemente vinculados. Por lo tanto, parece que el sueño lúcido no es más que una manera que tiene nuestro cerebro de organizar la información obtenida durante el día, pero donde nosotros podemos ver exactamente cual es y decidir sobre ella. Desafortunadamente, los sueños lúcidos no son muy frecuentes y no todo el mundo puede llegar a experimentarlos. Muchos sueños lúcidos son autoprovocados, mediante técnicas de hipnosis e inducciones aplicadas por un especialista.

Tipos de sueños lúcidos

Dentro de los sueños lúcidos, hay 2 categorías en la cual están divididos, durante el sueño profundo y justo antes de dormir. Cuando se da durante el sueño profundo, se tiene la impresión de despertar en medio del sueño pero sintiendo que todavía se está soñando.

Cuando el sueño lúcido se da justo antes de dormir, se mantiene esa sensación de estar en un sueño, pero se pierde la sensibilidad corporal, por lo que se da la sensación de estar flotando.

¿Existen ventajas al tener sueños lúcidos?

. No hay que negar que el hecho de tener sueños lúcidos puede ser de gran utilidad en nuestra vida, y también dentro de las horas de terapia.

Una de las ventajas de los sueños lúcidos es que se puede explorar nuestro inconsciente y las razones por las que soñamos lo que soñamos. Podemos abordar situaciones que no podemos abordar cómodamente durante nuestro día. Estos sueños lúcidos pueden ser un detonante de nuestra creatividad y verla en su máximo esplendor. Todo esto dentro de un entorno totalmente seguro.

¿Son peligrosos los sueños lúcidos?

Como cualquier actividad, el hecho de empezar a tener sueños lúcidos autoinducidos puede ser contraproducente, produciendo algún trastorno. Nada demasiado grave, obviamente. Si tenemos estos tipos de sueños con mucha frecuencia, empezamos a querer tenerlos a toda costa. Podría incluso pasar que perderíamos esa línea entre lo imaginario y lo real, en otras palabras, creer que los sueños son reales cuando no lo son.

¿Qué es un sueño premonitorio? ¿Es lo mismo que un sueño lúcido?

No. Los sueños premonitorios son sueños que parecen predecir el futuro y advertirnos de posibles problemas. En cambio, los sueños lúcidos simplemente es estar despierto durante el sueño y poder cambiarlo a conveniencia. Aunque ambos se pueden dar de manera consciente e inconsciente, no se deben confundir ambos términos.

Los sueños premonitorios no se tratan acerca de cualquier tema trivial como los sueños lúcidos. Los premonitorios no son a voluntad del soñador, en vez los lúcidos pueden ser inducidos mediante terapias e hipnosis.

Una última y más clara diferencia, es que los sueños lúcidos se está “despierto” y se puede cambiar el contenido, mientras que los sueños premonitorios sólo puedes observar sin cambiar.

Compartí el articulo

Sueños relacionados

Sueño interpretado por:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
Necesita estar de acuerdo con los términos para continuar

Menú